Efectos secundarios

Publicado: junio 25, 2009 de elvenbyte en Malos Tiempos

EfectosSecundarios4Desde que el hombre es hombre, la naturaleza ha puesto a nuestra disposición las medicinas necesarias para curar nuestras enfermedades. No todas, pero sí las que de forma natural nos atacaban. Las enfermedades, con el paso del tiempo, han ido evolucionando, así que nosotros hemos tenido también que hacer evolucionar esas medicinas. El haber transformado esos compuestos que la naturaleza ponía a nuestra disposición, ha hecho que aparezcan efectos secundarios para los que nuestra constitución humana no está preparada.

Dejando de lado los efectos secundarios que se producen por motivos alergénicos, o por intolerancia al compuesto resultante, de forma natural o no -ese es otro tema-, por lo general no han sido más graves que la enfermedad en sí. Es por ello que apenas se tienen en cuenta. Sin embargo, en los últimos tiempos, ha aparecido una contraindicación imprevista, sobretodo en los preparados contra el dolor: la adicción.

No es cosa realmente nueva, pero sí la considero efecto secundario.

Me puede parecer incluso normal en los medicamentos paliadores del dolor, qué remedio, pero es intolerable que aparezca la adicción en medicamentos creados para curar. A ver si va a ser cierto que es peor el remedio que la enfermedad. Eso no debería ser así.

He leído en algunos medios de comunicación que empiezan a darse casos en medicinas aparentemente inofensivas, como aquellas que palían los efectos del constipado común, por ejemplo. Es lamentable que por querernos evitar los síntomas de una gripe, adquiramos una adicción al medicamento, que a toda vista está claro que es mucho peor que los síntomas que pretendemos aliviar.

Empiezo a explicarme porqué los abuelos nos intentan aliviar con remedios caseros, huyendo de los medicamentos que nos receta el médico. Empiezo a creer que ese rechazo puede ser fundamentado, y no me gusta, ya que siempre me he considerado más bien cientificista (no sé si existe esta palabra, pero creo que se entiende).

Es curioso, pero en la investigación previa a este post, en la que he constrastado información entre una abuela y un médico, en cuanto a lo que pudieran tener en común el remedio casero y la medicina sintetizada, me he dado cuenta de que tienen mucho en común, a pesar de que el médico rechaza categóricamente el remedio casero.

Voy a poner uno de los ejemplos, el más simple aunque no por ello el menos significativo, para darme a entender. Se trata de un paciente con diarrea. La abuela trata de cortar la diarrea con una mezcla de plátano y limón. El médico trata al paciente con un compuesto basado en potasio y ácido cítrico, y recomienda el consumo de agua abundante. Si el plátano contiene potasio, y el limón ácido cítrico, ¿no están aplicando los dos el mismo remedio?

Quizás sea demasiado simple, y en realidad el médico va más allá. El remedio casero sólo corta el cuadro diarréico. El médico no se queda en eso, sino que en realidad considera la diarrea un síntoma, que es lo que es, y procura averiguar lo que la ha causado. Es por eso que lo mejor es ponerse en manos del médico, con todo lo que conlleva.

Si la abuela acierta, habrá sido un capítulo sin importancia. Si quien acierta es el médico, podría ser algo más grave. En este caso podrían aparecer además esos efectos secundarios, que también habrá que tratar a medio plazo. De momento el cuerpo humano va tolerando en lo general, pero hay veces en las que no.

No hay una conclusión especial en esto. Al final, y en los tiempos que corren, por desgracia, el médico sigue pareciendo nuestra mejor opción, a pesar de todo. Pero a mi cada vez me da más reparo.

En la actualidad empieza a haber médicos mixtos. Por ejemplo, si la diarrea está asociada a un cuadro gastrítico, el médico receta un medicamento lo menos agresivo posible para su curación, acompañado del plátano con limón. ¿Alguna conclusión por vuestra parte? A mi se me ocurren unas cuantas.

Anuncios
comentarios
  1. Belén dice:

    Bueno, hay muchos médicos que se quedan solo en el síntoma, aunque la mayoría si vayan a la causa… de todas formas, muchas veces tienes que cortar la sintomatología, con lo cual tanto un remedio como el otro sirven, siempre y cuando si se repite, vayas de nuevo al médico o por primera vez…

    Besicos

    Me gusta

  2. David dice:

    Belén: Así es. Esa es la metodología que acabamos siguiendo siempre.

    Me gusta

  3. Lu dice:

    Lo ideal es saber qué comenzó todo, no?
    La mezcla entre lo natural y lo que ha creado el hombre podría resultar genial. La receta de la abuela no deja de curar sino más bien alivia, la receta del médico no deja de ser necesaria, cura completamente (o debería).

    Soy fanática de las plantas, los mates, y también de no andar mucho tiempo enferma.

    Un abrazo,

    Lu

    Me gusta

  4. David dice:

    Lu: Yo también soy fan de no estar enfermo, pero hay veces que no se puede evitar 🙂

    Me gusta

  5. Ana dice:

    Hola¡¡

    yo creo que lo mejor res aplicar primero el remedio de la abuela y se pese a eso al día siguiente estas igual entonces acudir al medico, pero por lo menos, si funciona el remedio, te has ahorrado el medicamento, el tiempo en la sala de espera, los efectos secundarios y la pasta que dada la situación es para empezar a tener en cuenta, total, ¿que mal te puede hacer probar con un plátano con limón?, no se pierde nada…, solo unas horas que en caso no graves ( que se da por hecho que son en los que se aplica el remedio de la abuela), tampoco es mucho para lo que se ahorra ¿no?

    Saludos.Ana.

    Me gusta

  6. David dice:

    Ana: No, si a mi el remedio de la abuela no me parece mal, sólo insuficiente, en el sentido de que puede aliviar los síntomas, pero por lo general no cura la enfermedad.

    Me gusta

  7. pau dice:

    El problema viene, demasiado habitualmente por desgracia, cuando el médico no ve, por falta de ganas o tiempo, más allá que la abuela; y nos intenta curar con el medicamento antes descrito: ácido cítrico y potasio, a precio de kilo de limones más kilo de plátanos. Que igual los comeremos, porque de algo debemos alimentarnos.

    Me gusta

  8. David dice:

    pau: No estoy muy seguro de que el médico lo acepte.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s