Me retracto

Publicado: junio 19, 2009 de elvenbyte en Según se Mire

20070304033920-claseHace dos artículos, en Procesos de selección, hablaba sobre el proceso de selección en los cursos del paro. Dije muchas cosas injustas sobre mis compañeros, dando a entender que los consideraba inferiores, o peor aún, que yo me consideraba superior. Cuán equivocado estaba, como siempre que me propaso en mis juicios. Al final siempre acabo ofendiendo a alguien. Esta vez no les he ofendido a ellos porque no leen este blog, pero mi conciencia sí que ha quedado dañada, así que no me queda más remedio que retractarme. Y no es que piense que retractarse sea de sabios (de sabios es no haber dicho todo lo que dije en el otro post), sino que necesito acallar mi conciencia, así que ahí voy. Retrataré a mis compañeros según les veo ahora, tras varios días ya, de curso con ellos.

Empezaré con D. No es que sea tonto, que no lo es en absoluto. Es sólo que el pobre tuvo un accidente de moto cuando era adolescente. Eso le supuso algunos problemas posteriores, a modo de secuela, que arrastra todavía, como por ejemplo sordera en el oído izquierdo y una pérdida importante en la capacidad de habla. Eso ha hecho que su relación con los demás sea mínima, y su capacidad de discurso muy limitada, pero es buen chaval.

Luego está P., que es el payaso de la clase. Es muy gracioso y ocurrente, y tiene una mente absolutamente práctica. Contesta las preguntas por cantidad, y no por calidad. Es curioso lo poco que se equivoca. Siendo muy gracioso en su forma de hablar, es extremadamente respetuoso, cuando se mete con los demás. Es raro verle sin la sonrisa en los labios.

También está V.LL. Es el más mayor de la clase, con sus cincuenta y tantos. No es la voz de la experiencia, pero sí de la sabiduría, aunque mantiene algunos de los prejuicios de la gente de su edad, que nunca ha salido de su pueblo. Es una persona entrañable.

Detrás de mi se sienta V. Es alguien enigmático. Habla un valenciano muy limpio, y sabe mucho más de lo que da a entender, en todos los aspectos. Creo que sería un buen detective. Su nivel cultural es muy alto, pero no hace alarde de él. Pasa muy desapercibido y me está enseñando a jugar al truc.

A su lado se sienta D. Es rumano y sí entiende bien el español. Es una persona agradable, dispuesta a compartir. Parece muy trabajador, y destila alegría y buen humor.

A la otra parte de la clase no la he observado tanto, pero de igual manera daré mis impresiones. Por ejemplo Y., es una mujer de mi edad, alegre, pero muy patosa. A su derecha se sienta J.S., el astrofísico, como le hemos bautizado. Es el elemento discordante del que hablé tan mal. Muy pagado de sí mismo, con ansias de protagonismo. Estudió Magisterio, rama Física. No es mal chico, pero le encanta discutir y sacarle punta a todo. Ayer me sorprendió dejándome su chaleco voluntariamente porque llegué con el tiempo justo del espectáculo de mi chica. Viene de muy lejos para asistir a clase.

Detrás está E. Es una chica de aspecto frágil, pero no lo es tanto. Su fortaleza interior es importante. Dije de ella que es un camionero, pero si la observas bien, aunque no es muy agracidada de cara, es femenina de una forma especial. Le gusta cualquier cosa que tenga cuatro ruedas; dicho por ella.

A su lado está J. Es la voz de la experiéncia. Siempre procura darnos buenos consejos, generalmente sobre seguridad. Es porque hace años tuvo un accidente que, con los años, le ha costado su puesto trabajo. Creo que es de Carlet, porque esta mañana le he visto por el pueblo con unas bolsas de la compra. Nos hemos saludado.

Detrás está J (otro). Un chaval jovencito, con espíritu de adulto. Hay que ver lo rápido que se lía los cigarrillos, sin máquina ni nada. Me está enseñando, a ver si aprendo.

A su lado está R. Se fue de casa de sus padres muy mayor, y creo que es la imagen del arquetipo de parado, del de “Los lunes al sol”.

Detrás hay tres chavales jóvenes. Discretos; sé que uno se llama A. y el otro A. (son nombres diferentes).

Hay algunos de los que podría haber hablado más, pero creo que con esto es suficiente. Quizás lo haga. La cuestión es, al final del trayecto, habremos compartido todos dos meses de nuestra vida, a razón de cinco horas y media diarias. Estamos compartiendo historias y momentos, que recordaré como entrañables, seguro estoy.

Sólo me queda una duda: ¿qué deben pensar ellos de mi?

Anuncios
comentarios
  1. Azusa dice:

    Es normal, muchas veces las primeras impresiones no son las correctas y con el tiempo, te das cuenta de que te habías equivocado al juzgar… A mí suele pasarme al revés, suelo poner muchas expectativas al principio y casi todo el mundo me cae maravillosamente bien, luego me doy cuenta de que son humanos y se chafó mi entusiasmo… pero me doy cuenta de que es culpa mía…de nadie más…

    Me gusta

  2. Belén dice:

    Bueno, todo el mundo tiene un juez en el cerebro que hace que prejuzguemos a la primera, algunas veces acertamos, otras muchos no…

    Y es sabio el rectificar…

    Besicos

    Me gusta

  3. David dice:

    Azusa: Pues de lo mío también es culpa mía, pero soy así, qué le vamos a hacer.
    Belén: Eso dicen, pero yo no estoy tan seguro.

    Me gusta

  4. Isabel dice:

    Eso da igual. Nadie pasa desapercibido, todo el mundo piensa cosas sobre el resto, pero lo importante es que cada quien sea como es. No puedes gustarle a todo el mundo y, si es así, mucho mejor!!! Besos.

    Me gusta

  5. freyja dice:

    Todos nos equivocamos alguna vez y juzgamos a la rapida, lo importante y lo que tiene valor es reconocerlo y aceptar nuestro error y aprender de todo.

    David amigo, aquí vengo a saludarte y dejarte un abrazo grande, he estado en pausa porque mi salud me ha tenido alejada de las letras, pero voy un poco mejor y deseo con ansias remotar lo que mas me gusta hacer: escribir.
    Deseo que estés muy bien, mi abrazo grande y muchos cariños amigo
    besitos

    Verena

    Me gusta

  6. nani dice:

    Nos suele pasar, a veces somos muy rápidos para opinar de los demás y colocar la etiqueta, que a veces cuando es colgada, cuesta mucho quitar y puede que sea el impedimento para el otro, en muchas de las cosas que se proponga hacer. Solemos ser crueles con los otros, pero es muy bonito leer esta restificación, muy bonito.
    Besicos muchos (y hacía mucho que no pasaba por aquí, no te puedes imaginar como estoy de tiempo).

    Me gusta

  7. Nanny Ogg dice:

    Bueno, eso nos ha pasado a todos: nos llevamos una primera impresión y luego resulta incorrecta. Lo bueno es tener la capacidad de darse cuenta y rectificar 🙂

    Besos

    Me gusta

  8. David dice:

    Isabel: No es que quiera que piensen bien, ni mal, sobre mi. Es sólo curiosidad.
    Freyja: Qué alegría verte de nuevo por aquí. Te deseo de corazón que te recuperes completamente cuando antes, y estoy impaciente por ver tus nuevos escritos.
    Nani: Gracias por pasarte a verme. No te preocupes por el tiempo, al final, cuando menos lo esperamos, tenemos momentos que nos parecen eternos. Ahí es cuando hay que aprovechar para hacer todo eso que relegamos al baúl de las no-obligaciones. Besos chiquilla.
    Nanny Ogg: Eso mismo pienso yo también. Estas cosas creo que acaban haciéndonos un poquito más sabios.

    Me gusta

  9. Conxa dice:

    Bueno, pero te has dado cuenta que te precipitaste.Y eso es bueno.

    Me gusta

  10. joaninha dice:

    Me gusta mucho mas este post q el otro ;P
    Pero vamos, que me identifico mucho contigo y con eso de prejuzgar… mi hermana siempre dice que somos implacables con los defectos de los otros que no son mas que el reflejo de los nuestros propios, por eso, cuando uno esta en paz consigo mismo, todo el mundo tiene algo bueno que ofrecerte.
    Así que nada, en esos días de “odio a todo el mundo”, deberíamos mirarnos al espejo y pensar por qué somos tan duros con nosotros mismos.
    Madre, parezco un libro de autoayuda…
    En fin, paz, hermano, y nada de “qué pensaran ellos de mi”… (a mi me pareces alguien muy humano, con mucho que decir)

    Me gusta

  11. elvenbyte dice:

    Conxa: No sé yo hasta qué punto…
    Joaninha: Gracias amiga.

    Me gusta

  12. Me ha gustado mucho tu blog, he llegado aquí por casualidad, pero prometo volver pronto.

    Besitos,

    Me gusta

  13. David dice:

    Barbie-funcionaria: Siempre que quieras. A ver si saco algo de tiempo para actualizarlo como solía.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s