La momia del desierto de Atacama

Publicado: mayo 14, 2007 de elvenbyte en Según se Mire

El cadáver momificado de un chino del siglo XIX, que se ha conservado en perfecto estado por la sequedad y salinidad del desierto de Atacama, en el norte de Chile, corre el peligro de desintegrarse, abandonado en el museo de un pequeño pueblo de la zona.

Así lo denunciaron los habitantes de Quillagua, a unos 1.500 kilómetros de Santiago, en declaraciones que recoge el diario ‘Las Últimas Noticias’, en las que precisan que el cuerpo “está tirado en el suelo” del museo de la localidad, cerrado desde hace varios años.

El cuerpo fue encontrado en los años 80 en las inmediaciones de un cementerio indígena precolombino, donde seguramente fue enterrado cuando el desconocido chino murió, unos 100 años atrás, dijo el investigador Claudio Castellón, que participó en el hallazgo y está interesado en el rescate y conservación del cadáver.

Un esclavo de las minas

Según Castellón, el cuerpo corresponde a un trabajador esclavizado, un ‘culí’, como se llamaba a los chinos utilizados en las faenas mineras de la zona en el siglo XIX, cuando el territorio pertenecía a Perú.

“Sin duda tuvo una vida miserable y ahora tiene una muerte miserable. Tenía cirrosis y estaba por los 40 años”, explicó Castellón, que llamó a las autoridades a destinar recursos para salvar el cuerpo y otras piezas valiosas que están en el abandonado museo de Quillagua.

“Acá (en el pueblo) también están los geoglifos de Chug Chug y la tumba de un chamán y nadie les hace caso”, se lamentó.

‘Nadie se merece estar así después de muerto

Víctor Palape, presidente de la Junta de vecinos de Quillagua, dijo por su parte que “el chino está como murió, sufriendo algún dolor. Da pena verlo, tirado en el suelo, tal como Dios lo mandó al mundo. Nadie se merece estar así después de muerto”, acotó.

Quillagua pertenece a la jurisdicción del municipio de María Elena, una localidad de la región de Antofagasta y el delegado municipal, Jorge Mena, coincidió con las demás opiniones y demandó “una urgente restauración” del cuerpo, además de señalar que personalmente se preocupó de horadar el piso del museo, “para que el chino esté más resguardado, porque se está desarmando”.

Imagen enlazada con Norte Trekking Expeditions.

Anuncios
comentarios
  1. persio dice:

    Museo de los horrores… ¡Que el chino vuelva a su desierto!

    Un saludo

    Me gusta

  2. Ana dice:

    Hola bombón¡¡

    Yo entiendo que seguramente tendrán otras cosas más importantes y necesarias en las que invertir el dinero, en la gente viva por ejemplo, pero no estaría de más que si no lo pueden conservar en condiciones, que lo cedan o lo vendan a otro museo que si pueda y así por lo menos el “chino” esta conservado en condiciones y ellos dispondrán de más dinero para lo que necesiten.

    Besotes. Ana.

    Me gusta

  3. Nanny-Ogg dice:

    Pobre chino: mala vida, mala muerte y menudo “descanso eterno”. Eso sí que es tener mala suerte.

    Besos

    Me gusta

  4. elvenbyte dice:

    Botón: ¿Y eso?
    Persio: Jajaja.
    Ana: Estoy totalmente de acuerdo. La historia hay que mantenerla, aunque haya cosas que son más importantes. Pero lo de donarlo a otro museo…, pues sí. Pero supongo que hay demasiados intereses creados, como en todo.
    Nanny-Ogg: Y que lo digas.

    Me gusta

  5. MONTSE dice:

    CREO QUE TENDRIA QUE VOLVER DESIERTO Y ESTAR ENTERRADO COMO DEBE SER

    Me gusta

  6. David dice:

    MONTSE: ¿Por qué crees eso?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s